Oops! It appears that you have disabled your Javascript. In order for you to see this page as it is meant to appear, we ask that you please re-enable your Javascript!

¡Mucho más de lo que esperaba!

ladybughdr

¿Es conveniente que deje mi trabajo ahora?

Victoria despierta esa mañana y llama a su amiga Elena. Había tenido un sueño y algo le decía que podía ser la respuesta a la pregunta que hizo la noche anterior.

— Cuéntame tu sueño —le pide Elena, desde el otro lado de la línea, aún haciendo esfuerzos por abrir sus ojos.

— Bueno, es así — comienza Victoria, entusiasmada—. En mi sueño le comento a algunos amigos que están en mi casa lo que me acaba de pasar. Alguien vino y me ofreció sustituir todo el piso del primer nivel de mi casa por piso flotante y cambiar la alfombra de todo el segundo nivel por otra nueva, todo por un precio increíble. Se los comento a mis amigos y ellos coinciden en que es súmamente bajo el costo para todo lo que significa. Yo no había pensado acceder al ofrecimiento, pero al conversar con mis amigos me doy cuenta de que es una súper oferta y pienso que no puedo dejarla pasar.

— ¿Te resuena esto con algo que te esté pasando en tu vida hoy? ¿Has querido cambiar el piso de tu casa? — Elena parte por lo esencial.

— Hace años que he querido poner en mi pieza piso flotante, similar a la madera, para que se vea cálida. Porque la alfombra de mi pieza está gris, sucia, ya no me gusta. Pero hasta ahora me ha parecido difícil invertir en ese gasto, como si fuera mucho para mí, lo he visto como  un gasto muy fuerte que perjudicaría mi bolsillo, mis finanzas. Lo increíble es que en el sueño no sólo me ofrecen cambiar el piso de mi pieza, ¡sino el de toda mi casa!

También en soyespiritual.com:   Los ángeles envían estas 5 señales como advertencia. Aprenda a reconocerlos

— Ok. Dime, ¿qué es el piso de una casa? — Elena se ha incorporado en su cama, ya más comprometida con el análisis.

— El piso de una casa… Bueno, el piso es la base de una edificación. Es aquello que soporta el peso del tránsito de las personas por el lugar y debe ser fuerte, de buen material, pero a la vez estético, bonito.

— ¿Y una casa?

— El lugar que alberga a una familia.

— ¿Tu pieza?

— Es mi lugar personal dentro de la casa.

— Bien, también te ofrecen cambiar el piso del segundo piso, ¿no? Entonces háblame del segundo piso de tu casa.

— Ese es el lugar donde duermen mis niños. En él no se puede poner un piso de madera, por el ruido molesto que producirían las pisadas. Tiene que ser alfombra, que es más suave, aunque más delicada en el cuidado. ¿Algo más, señorita perfección?

— Claro… Ahora vienen las preguntas decidoras —Elena sonríe. — Dime, ¿en qué sentido has querido cambiar algo que constituye la base de tu vida, algo que sientes como un soporte en tu vida, pero que ya está feo, gris? ¿Algo que ya no te gusta, por algo mucho más cálido?

— Mi trabajo — la pregunta simplemente le trajo esta asociación en forma inmediata. — Pero, al igual que con el piso de mi pieza, me ha dado susto invertir en eso, he sentido mucho miedo de cambiar mi lugar de trabajo por la posibilidad de que se vean afectadas negativamente mis finanzas.

— Bueno, ¿qué te querrá decir el sueño si lo que tú querías era cambiar sólo la alfombra de tu pieza y viene alguien sin aviso y te ofrece cambiar no sólo el piso de tu pieza sino el de toda la casa? — Elena se detiene un momento y hace las asociaciones en su mente—. ¿Qué te querrá decir el sueño si lo que has querido cambiar hasta ahora es sólo tu trabajo, pero el cambio que la vida te trae es mucho más amplio e involucra a tus hijos?

También en soyespiritual.com:   Los ángeles envían estas 5 señales como advertencia. Aprenda a reconocerlos

— Creo que el cambio que se me va a ofrecer implicará no sólo un cambio de mi trabajo, no sólo una alteración en mi ámbito personal, sino quizá una transformación de toda mi vida, de modo que el cambio va a afectar positivamente a toda mi familia. ¡Qué emoción! ¿Será, Elena?

— Y no sólo eso. El sueño parece decirte que este cambio que te ofrecerá la vida no afectará tus finanzas, como tanto has temido, y vendrá una realidad cálida, mucho mejor de lo que imaginabas para ti. Que incluso para tus hijos será un cambio favorable, suave, cálido.

— ¡Fantástico! — se emociona Victoria.

— ¿Pero, cuál fue la pregunta que hiciste anoche?

— Pregunté si resulta conveniente que deje mi trabajo ahora —le aclara Victoria.

— ¿Y sientes que el sueño dio respuesta a tu pregunta?

— ¡Claro! Yo entiendo que me dice que no haga nada por ahora, nada drástico, que la vida traerá a mi puerta una solución que cambiará mi vida y la de mi familia. ¡Algo que será mejor de lo que esperaba! ¡Gracias, Elena!

— Ya te lo había dicho: sólo pregúntale a tus sueños.

Edna Wend-Erdel

¿Quieres comentar este artículo o consultar algo relacionado con él?

Puedes hacerlo aquí: edna@ednawenderdel.cl

Cerrar menú

Comparte con un amigo