Mientras más perseguimos la felicidad

felicidad

Mientras más perseguimos la felicidad, ésta más nos elude.

Cuando vuelves tu atención a cómo puedes ayudar mejor a la humanidad y compartes tu energía con los demás, la felicidad automáticamente te encontrará.

Un amigo extraordinario te ayuda a crecer y te inspira para ser, hacer y dar más.

Es fácil decir a nuestros amigos exactamente lo que quieren escuchar, pero si de verdad amas a alguien también lo ayudarás a crecer con bondad y sensibilidad.

Es imperativo para tu bienestar que te des permiso de alejarte de cualquier cosa que te esté causando dolor.

Esto se aplica a personas, lugares, trabajos y especialmente a nuestros propios comportamientos.

Sígueme en Facebook

Nadie más puede sacarnos de nuestra negatividad. Tenemos que hacerlo nosotros mismos, para nuestro propio bienestar. Entonces, podemos comenzar a llenar ese espacio con aquello que nos da energía positiva. Es allí cuando vemos un cambio milagroso en nuestras vidas.

Yehuda Berg

Lea:   Sencillas maneras de hacer tu vida más fácil
Menú de cierre

Comparte con un amigo