Lo que sucede es que desde el cerebro se liberan impulsos eléctricos y se activa la capacidad de segregar endorfinas, más conocidas como hormonas de la felicidad. Tanto la risa, como la carcajada, aportan beneficios como son el eliminar el estrés, la ansiedad y la depresión. También rejuvenece, disminuye el colesterol y adelgaza, ayuda a suavizar dolores, insomnio y problemas respiratorios y cardiovasculares, entre otros.
Hay un dicho inglés del siglo XVII que señala: “La llegada de un buen payaso al pueblo hace más por la salud de sus habitantes que 20 burros cargados de fármacos”

Plano Creativo.

Sígueme en Facebook

reir

Lea:   Cómo entrenar tu cerebro para dejar de preocuparte
Menú de cierre

Join our list

Subscribe to our mailing list and get interesting stuff and updates to your email inbox.

Thank you for subscribing.

Something went wrong.

Comparte con un amigo