La Luna Llena es un gran momento para liberar todas las tensiones acumuladas, toxinas y negatividad que usted puede haber absorbido a través de las lunas pasadas dentro del ciclo lunar.

La negatividad puede ser absorbida por las personas, los lugares e incluso los patrones de pensamiento. La negatividad puede entonces afectar no sólo a su cuerpo físico sino también a sus varios cuerpos sutiles de energía.

Por lo tanto, estas energías negativas pueden manifestarse dentro de su cuerpo físico y espiritual. Los bloqueos energéticos pueden entonces ocurrir y manifestarse como dolor dentro de su cuerpo.

Limpieza del cuerpo y el poder del agua:

La mejor manera de limpiar tu cuerpo, mente y alma de energía negativa, toxinas y pensamientos de bajo nivel es haciendo un ritual de liberación/desintoxicación de la luna llena.

El ritual también puede ayudarte a liberar cualquier cosa o persona en tu vida que ya no esté sirviendo a tu bien más preciado. El agua es un elemento muy importante a la hora de aprovechar el poder de la luna.

La luna controla las mareas del océano, junto con varios ciclos vitales femeninos. El agua también es vital para cualquier proceso de desintoxicación dentro de nuestros cuerpos, ya que nuestros cuerpos están compuestos por un 95% de agua.

 Ritual Liberación/Desintoxicación de la Luna Llena

El agua es una fuerza vital de energía vital. En varios estudios se ha demostrado que el agua se ve afectada por las emociones. El libro de Masaru Emoto, «Los mensajes ocultos en el agua» trata sobre cómo la conciencia humana afecta la estructura molecular del agua.

Con esto en mente, podemos ver cómo nuestros pensamientos afectarían a nuestros cuerpos. Esto nos recuerda cómo los pensamientos positivos, mantras y afirmaciones importantes ayudan a tener un efecto positivo en nuestros cuerpos.

Artículos necesarios:

  • 7 Bolsas de Té de Hierbas (debe ser una combinación de té verde, menta y manzanilla)
  • 3 Flores de diente de león con o sin raíces
  • 6 oz Raíz de Bardana (entera o picada)
  • 1 cucharadita de vinagre blanco destilado o vinagre de manzana
  • 8 oz de agua potable purificada

Paso 1: Adéntrate en la mentalidad correcta. Puedes hacerlo como quieras. Por ejemplo, alguna meditación, o hacer algo que te haga sentir alegre. Una mentalidad positiva es muy importante, si no uno de los primeros pasos más importantes del ritual. De hecho, si te resulta difícil sentirte/estar en una actitud positiva, es mejor esperar para hacer el ritual hasta la próxima luna llena.

Paso 2: Prepárese para preparar un baño. Después de que su baño esté lleno, coloque sus 7 bolsitas de té de hierbas. Las bolsas de té de hierbas deben ser una mezcla de té verde, menta y manzanilla. Estos tés ayudan a limpiar el cuerpo actuando como diuréticos. Es preferible una mezcla de cada uno, pero si no se pueden conseguir todos, se puede utilizar un solo sabor. Siete es el número que simboliza la finalización de un ciclo; por lo tanto, se recomienda utilizar siete bolsitas de té de hierbas.

Paso 3: Agregue tres dientes de león al baño. Tres es el número de la Santísima Trinidad. El número tres aprovecha esta energía sagrada. Mira a los tres dientes de león como símbolo de tu mente, cuerpo y espíritu. Se sabe que los dientes de león ayudan a eliminar las toxinas del cuerpo.

Paso 4: Añadir la raíz de bardana al baño. La raíz de bardana puede ayudar a limpiar su cuerpo y tiene un efecto particularmente beneficioso en los niveles sanguíneos. También apoya la desintoxicación del hígado.

Paso 5: Entre en su baño. Sumérjase en el agua y respire profundamente. Recita este mantra: «Esta noche, dejo ir todo lo que ya no sirve a mi bien más elevado, incluyendo…. gente, lugares, errores, culpabilidad, arrepentimiento, dolor, trauma, expectativas, pensamientos y patrones de pensamiento. (También puedes personalizar este mantra con lo que más te convenga). Después de recitar tu mantra, comienza a pensar en pensamientos positivos. Estos pensamientos pueden ser cualquier cosa que te haga feliz. Tómate todo el tiempo que necesites para sumergirte en el baño.

Paso 6: Después de completar el baño, mezcle 1 cucharadita de vinagre blanco destilado en al menos 8 onzas de agua potable purificada y bébala. (Precaución: utilice únicamente vinagre blanco destilado o vinagre de sidra de manzana, ya que otros tipos de vinagre son demasiado ácidos para el consumo.) Fije sus intenciones en sentirse renovado y refrescado.

Cerrar menú