Una herramienta valiosa que todos deberíamos desarrollar es aprender maneras de ser emocionalmente más fuerte, esto nada tiene nada que ver con la fortaleza física, sino más bien con la resistencia, con la habilidad de encarar los altibajos que enfrentamos, así como con tener una mente flexible capaz de reinventarse, de asumir desafíos con confianza, con valiente resolución.

La fortaleza emocional nos dota de recursos psicológicos adecuados con los que hacer frente a cualquier reto. Para que esto ocurra, para ser emocionalmente más fuertes, necesitamos tomar conciencia de lo que deseamos ser y de lo que queremos y no queremos en nuestras vidas. Una vez quedan claras las prioridades, ya no dejaremos espacio para las inseguridades o rendiciones.

Aceptar las emociones negativas es una de las maneras de ser emocionalmente más fuerte
Aceptar las emociones negativas es una de las maneras de ser emocionalmente más fuerte

Aprende 7 maneras de ser emocionalmente más fuerte

1. La autoconciencia: 20 minutos de reflexión personal al día

Al igual que dedicamos una parte de nuestros días a hacer deporte, a leer o ver la televisión, sería muy recomendable que además, nos “regalásemos” un intervalo de tiempo para reflexionar, para practicar la autoconciencia.

2. Acepta las emociones negativas

Pensemos en algo durante un momento. Nos han convencido durante mucho tiempo de que “debemos ser felices”, nos lo han repetido tantas veces que al final nos hemos convertido en adictos de las emociones positivas. Algo así provoca que, de algún modo, no toleremos o no entendamos el objeto de las emociones negativas.

3. Entiende que los obstáculos no son muros, son desafíos

Los recursos psicológicos que vamos a tener que desarrollar para ser emocionalmente fuertes no siempre son fáciles ni rápidos de asumir. Una tercera estrategia que nos puede resultar útil es la de darle un sentido distinto a los obstáculos.

Lea:   Cuando una mujer dice BASTA, no hay nada que la haga cambiar de opinión

4. En lugar de atención ajena, reclama respeto

Hay quien pasa gran parte de su vida nutriéndose de la atención ajena. Así, al disponer de la aprobación de los demás, de la complacencia de los amigos y de la familia, logran validarse y alimentar la propia autoestima. Esta práctica insana nos impide ser emocionalmente más fuertes. Lo que necesitamos no es atención, es respeto, el mismo que ofreceremos a los demás.

Aprender a dar gracias es otra manera de ser emocionalmente más fuerte
Aprender a dar gracias es otra manera de ser emocionalmente más fuerte

5. Recuerda, el cambio forma parte de la vida

Algo que caracteriza a las personas fuertes emocionalmente es el entusiasmo. La personalidad entusiasta tiene una fuerza en su interior que le anima a superarse, a encontrar nuevos desafíos con los que crecer, a hallar ese impulso con el que dejar atrás los entornos tóxicos, las personas que no aportan y hacen daño.

6. Aprender a dar gracias

Puede que a simple vista nos parezca algo ingenuo o incluso poco científico, pero en realidad el acto de dar gracias cada día por lo logrado, por lo que uno tiene, por lo que uno es y le rodea, es en realidad un ejercicio altamente saludable.

7. El mejor día para conquistar tus sueños siempre es hoy

Ser emocionalmente más fuertes implica también ser capaces de luchar por aquello que deseamos sin miedos, sin inseguridades, sin tener que aplazar para mañana las necesidades que tenemos hoy.

Para concluir, comienza a practicar estas 7 maneras de ser emocionalmente más fuerte, pues es una tarea que en realidad nunca se termina.

Fuente:La Mente es Maravillosa

Menú de cierre

Send this to a friend