TUS PALABRAS

Las palabras tienen un poder tremendo para sanar y bendecir,

y una fuerza terrible para causar daño y maldecir.

Nuestra intención lo determina todo.

Es por eso que es importante considerar

a la persona con la que estamos hablando y saber dónde está nuestro corazón.

Hoy, piensa antes de hablar.

Controla y cuida cada palabra que salga de tu boca.

Usa tus palabras como una fuerza para ayudar a la gente.

EXTRAIDO DE LA WEB

LLEGAR A CONOCER
Llegamos a conocer una cosa por su opuesto.
Conocemos la alegría por medio de la tristeza, la luz por medio la oscuridad, la prosperidad por medio de la pobreza.
Hoy, afina tu percepción en un obstáculo que estés enfrentando
¿Qué cualidad hermosa está tratando de enseñarte la vida?

Lea:   Los 7 tipos de empatía que están aquí para cambiar el mundo
Menú de cierre

Send this to a friend