Acerca del Alma por Matthis Kreis

kundalini-Awakening

Acerca del Alma

Artículos

Escrito por Matthias Kreis

Domingo, 11 de enero 2009 00:00

Traducido al español por Maribel González – marigo28@yahoo.com

Una y otra vez en nuestro trabajo nos topamos con la palabra “alma”. Nosotros utilizamos este término frecuentemente, especialmente junto con la invitación de permitirnos el apoyo de nuestra propia alma, para sumergirnos en la seguridad y calidez de nuestra propia alma – para recibir el amor de nuestra propia alma. Me di cuenta de que tal vez sería buena idea tratar de clarificar este término, y lo que significa para nosotros y el trabajo espiritual que hacemos.

Ante todo me gustaría decir que en mi opinión el término “alma” es muy importante para una comprensión de la vida en la Nueva Energía. Sin él – o un término similar – sería difícil describir todas las dinámicas y física espiritual que tienen lugar.

La palabra “alma” es utilizada en muchos ámbitos diferentes y con muchas procedencias diferentes, y casi todo el mundo tiene alguna noción preconcebida cuando escuchan esta palabra – algunas más positivas, algunas tal vez más negativas o plagadas de temor, especialmente cuando se trata de las tradiciones de la iglesia y enseñanzas de la iglesia. En nuestros seminarios me di cuenta de que siempre que la palabra “alma” se usa, algunas personas no reaccionaban en absoluto, otras se veían desconcertadas o incluso irritadas. En la discusión continua siempre se ha clarificado qué queremos decir con esa palabra, pero al principio todo el mundo, por supuesto, tiene sus propias ideas al respecto.

Para mí “alma” significa la verdadera esencia de un humano. Es un símbolo de “Todo Lo Yo Soy”, lo que también abarca todo lo demás más allá de la básica existencia humana de la que podría ser consciente ahora mismo. “Alma” también es la fuente de todo lo creativo, la fuente dentro de mí. Esta fuente siempre está ahí, hasta en los momentos cuando podría estar ocupado en mi mente con otras miles de cosas y preocupaciones.

“Alma” para mí es un símbolo para el Ser Divino en cada ser humano. Algunos le llaman el “Ser Más Elevado” – pero en realidad no me gusta ese término mucho. Para mí, no hay nada “más elevado” en el alma – este término implica el sentimiento de que alguien que sabe más está mirándonos desde arriba, sin realmente ayudarnos, cuando estamos sufriendo en nuestra vida humana. El “Ser Más Profundo” podría ser una expresión más apropiada, porque el alma también puede verse como la base o un flujo profundo que sostiene nuestra vida, que contiene una profunda sabiduría de todas las experiencias que ella ha hecho.

Entonces, ¿qué tiene que ver todo esto con “Vida en la Nueva Energía”?

Visita Wadie.com

Vida en la Nueva Energía significa una vida, que va más allá de las limitaciones de la dualidad, más allá de la lucha diaria por nuestra existencia. Es una vida basada en profunda confianza. Y ¿en qué confiamos? Confiamos, en que esos flujos profundos de vida y fuerza vital contengan más seguridad, más sanación, sabiduría y más evolución natural, de lo que podemos entender con nuestras mentes limitadas. Esa vida contiene un amor que es incondicional y va más allá de cualquier cosa que podamos imaginar. Y otra palabra para este amor es “alma”.

Algunos pueden no llamarle “alma” a lo que estoy tratando de describir aquí. Algunos pueden llamarle Espíritu, el “Dios Interior” o simplemente “vida”. Es sólo una palabra – lo importante es el significado que conlleva para ustedes. A mí me gusta la palabra “alma”, porque para mí implica algo muy amoroso y muy personal. El alma es un ser vivo, una consciencia viviente. El alma se regocija y está emocionada de una manera ilimitada, cuando nosotros empezamos a sentirla y a reconocerla de nuevo. De la misma manera que extrañamos a nuestra alma a lo largo de todos estos años, nuestra alma nos ha estado extrañando a nosotros.

Nuestra alma no es nada extranjero o alienígena. Nuestra alma es el hogar de la Divina Esencia en nosotros, y por lo tanto no hay nada con lo que ella no tenga que ver de una manera muy directa. Lo único que nos impide darnos cuenta de eso son nuestras creencias limitantes, que dicen por ejemplo que la “vida en la tierra es difícil y solitaria y que lo Divino está lejos”. Pero tan pronto como decidimos que podemos empezar a dejar que estas creencias se desaparezcan, nuestra esencia alma puede comenzar a entrar de nuevo. Y esto empezará a cambiar nuestra vida y cómo nos sentimos respecto a ella de una manera muy profunda.

No existe ciertamente energía alguna en el mundo que sea lo suficientemente fuerte que nuestra esencia alma no pudiera permitirle fluir y disolverse. Nuestra Esencia Divina es la fuente de toda energía en nuestra vida, y entonces a todo lo que le estamos liberando el control y dándoselo de nuevo a nuestro Ser Divino puede empezar a alinearse a sí mismo con el raudal continuo de vida. El estado natural de toda energía es el flujo y el equilibrio, y nuestra alma contiene ese conocimiento y sabiduría dentro. El dejar ir el control y la liberación de energía está siempre a sólo una respiración, en todo momento de nuestra vida.

También me encanta comparar la energía del alma con la energía del agua. El agua tiene la habilidad muy natural de siempre encontrar el camino más fácil. Sin importar cuales barreras o piedras yacen en su camino – el agua siempre encuentra su camino, con una facilidad natural, hermosa vivacidad y casi una gracia danzante. Esto para mí es una imagen maravillosa y me ayuda a sentir y darme cuenta de cómo nuestra vida como humanos puede ser, cuando dejamos de escuchar las voces de la duda y el temor, que hemos estado escuchando durante tanto tiempo, y empezar a escuchar a la voz de nuestra alma, que siempre está ahí, esperando pacientemente.

© 2009, Matthias Kreis, Königstein im Taunus
Este artículo es parte del sitio web www.eelea.com
Por favor distribuir este texto libremente de modo no-lucrativo. Por favor incluir esta información en su totalidad, incluyendo estas notas al pie de página.
Menú de cierre

Comparte con un amigo