image
Dios Dijo:

Considerad los portales como puertas que están siempre abiertas. Toda vida es un portal. Los portales os esperan. Cada día que pasáis es un portal. Camináis a través de portales.

Todo es portal. Cuando todo es portal, todo es Unidad. No hay ninguna razón para contar o adjudicar signos. Un portal no tiene que tener un nombre en una placa de latón. No necesita un tirador (manija). Es abierto. Todo lo que no sea portal abierto es innecesario.

Cuando todo es abierto, tampoco hay umbrales que traspasar.
Una flor tiene muchos pétalos, y sin embargo es una flor.

Hay unidad en vosotros, y hay Unidad sin vosotros, y sin embargo esa es una contradicción que existe para llegar al punto de que no hay dentro ni fuera de vosotros. Solo hay vosotros. Y esa es otra manera de decir que solo hay amor. No existe ni una sola partícula de otra cosa. Todo lo demás es ilusión.

Compráis ilusión, y la vendéis. Podemos llamar a la ilusión vanidad y podemos llamar a la vanidad, ego. El ego bajo cualquier otro nombre sigue siendo ego. No tenéis que alardear de vuestro ego, tampoco tenéis que machacarlo. Simplemente sabed que en el mundo de la Unidad, el ego es una ilusión, y las ilusiones no existen. Existen en vuestra mente, pero entonces son sólo pensamientos, y los pensamientos vienen y van, y cuando todo haya sido dicho y hecho, serán solo pensamientos.

Quedaos los pensamientos que queráis. También son ilusión, aunque abren los portales que, ilusión aparte, no necesitan ser abiertos. Cuando percibís que algo está cerrado para vosotros, es que habéis visto un portal como cerrado. No hay nada en el universo que esté cerrado para vosotros. Sin embargo, vuestra mente puede que esté cerrada. De hecho, cerráis de golpe puertas inexistentes. Dejad que vuestro pensamiento sea el de abrir esas puertas imaginarias de par en par.

Abierto no significa que también exista cerrado. Las palabras no tienen por qué tener siempre un opuesto, y no tenéis que oponer nada, pues consideraros vosotros mismos como un portal, y no necesitáis puertas. Puede haber cámaras sin puerta, como vuestro corazón, por ejemplo, y no obstante, cuando todos los corazones laten como Uno, tampoco hacen falta cámaras.

Vivís en un mundo sin cámaras ni portales con signos creados por el hombre que tomáis por evangelio. Veis una señal que dice No Entrar, y os la creéis. Veis flechas que os señalan distintas direcciones. Y sin embargo todo el tiempo hay una sola dirección en la que ir. Ni siquiera es eso porque no tenéis ningún lugar al que ir porque ya estáis en él. Estáis aquí ahora.

Tenéis todo tipo de razones lógicas para refutar lo que digo. De hecho, pedís pruebas. Os gustaría un argumento. Os gustaría defender que la vida no es lo que Yo pienso sino lo que vosotros pensáis. Os gustaría proponer que Yo no sé por lo que estáis pasando ni lo que sentís.

Sé como es la vida en La Tierra. Es como esto y aquello, pero porque algo sea como lo que sea no significa que realmente sea así. Los dientes de un tenedor son como una mano, pero no son una mano. Queridos, si tenéis que considerar que las puertas están cerradas para vosotros, entonces aprended a caminar a través de ellas. Nada debe pararos para entrar en el Cielo ahora.

Traducido por:

Copyright © 1999-Ahora Heavenletters™
Heavenletters™ — Helping Human Beings Come Closer to God and Their Own Hearts
Gloria Wendroff, Overseer
The Godwriting™ International Society of Heaven Ministries
703 E. Burlington Avenue, Fairfield, IA 52556
Email angels@heavenletters.org
Visit www.heavenletters.org
Subscribe to Heavenletters by the hat!
Download the free e-book 10 Magnificent Heavenletters
Buy Heavenletters, Love Letters from God, Winner of Chelson 2004 Inspiration Book Award at Amazon
Join NEW Heavenletters Community Forum : A meeting place for Conscious People
Email Heavenletters to your friends by forwarding this email to them.
Your donations and support help spread the Light of Heaven.

Menú de cierre

Send this to a friend