image

Por Aluna Joy Yaxk’in
Julio de 2010

Tal como predijeron los Ancianos de las Estrellas, estamos en un enorme período de integración iniciado por las grandes alineaciones, los eclipses, el solsticio y las aceleradoras energías de los calendarios mayas. Los ciclos se están acelerando e intensificando a una velocidad exponencial. Mucha gente se siente agotada, y necesitamos dormir más y hacer menos. Muchos de nosotros estamos teniendo pequeños sustos relacionados con la salud en diversas formas. Estamos sintiéndonos emotivos sin razón aparente. Nuestros cuerpos están bajo gran presión para asimilar los impulsos energéticos de las olas tamaño tsunami de las frecuencias incrementadas de luz. El universo nos está pidiendo que reduzcamos la velocidad y estemos atentos a las órdenes de trabajo actualizadas. Si no vamos más lento y escuchamos, el universo encontrará la manera de obligarnos a hacerlo. Según los Ancianos de las Estrellas y lo que he leído en los calendarios mayas, se espera que esta integración continúe hasta finales de agosto, y luego repunte de nuevo brevemente entre el 1º de septiembre hasta el 10 de septiembre. Lo que suceda después tan sólo podemos especular ya que todavía no podemos concebir lo que ha cambiado. Todavía estamos integrando el nuevo territorio. Somos pioneros de un nuevo futuro.

Raphael y yo fuimos a Kauai para la Convergencia Consciente (17-18 de julio) inspirada por el escritor Carl Calleman. Esperábamos tener unas pequeñas vacaciones en la playa. Sí… estaba tratando de escapar del inminente tsunami yendo a un conocido paraíso lemuriano. El objetivo era tener un muy necesario descanso y explorar una posible nueva sede, pero la isla tenía otra cosa en mente. Creo que el espíritu de la isla sabía que sólo tenía una semana para hacer lo que quería con nosotros. Así que digamos que eso de relajarnos en la playa no ocurrió. Cada vez que íbamos a la playa para nadar o relajarnos en el sol, llovía. Tan pronto como subíamos de nuevo al coche, la lluvia paraba al instante. Esto sucedió una y otra vez hasta que se volvió muy gracioso. Yo estaba empezando a tomarlo como algo personal, que la isla no me daba lo que yo quería…, ¡PERO al final sí obtuve exactamente lo que necesitaba! Lo que sucedió, una vez que nos rendimos de mala gana, fue que conectamos con la comunidad local y entendimos su enfoque y forma de vivir en estos tiempos turbulentos. Encontramos nuestro flujo cuando conectamos con amigos, e hicimos un montón de nuevos amigos.

Como nosotros lo vimos, la comunidad de Kauai vive desde el corazón con un gran compromiso para apoyar a la comunidad. Con este compromiso viene una gran confianza para vivir en el momento. La comunidad no cree en la conciencia global colectiva del miedo, lo cual fue un cambio agradable de la paranoia del continente. Tal vez esto se debe a que Kauai es energía lemuriana intacta en medio del Océano Pacífico (el Océano de Paz). Esto yo siento que es el mayor regalo de la comunidad de Kauai a la conciencia colectiva… vivir sin miedo, confiar y apoyar.

Una vez que llegamos a casa estábamos bastante agotados, y dormimos durante tres días. Sí, integramos mientras dormimos, aunque creemos que estamos perdiendo el tiempo. Pronto comencé a ver los cambios globales que este poderoso tiempo ha puesto en marcha. Es una energía muy volátil, imprevisible, la que rodea el planeta en este momento. Nos sentimos atascados y empujados, todo al mismo tiempo. Esto se debe a que el universo está tratando de decirnos algo NUEVO, y no sabemos cómo escucharlo todavía. No es un territorio familiar, y nos está volviendo un poco locos. Ya no podemos quedarnos en nuestras cabezas. Tenemos que vivir desde el corazón. Tenemos que encontrar una nueva manera de relacionarnos con nuestro mundo, porque los principios básicos de la realidad de este mundo están cambiando ante nuestros ojos.

Empecé a notar que esta nueva energía nos está haciendo sentir, en muchos sentidos, como si estuviéramos de vuelta en el jardín de infantes espiritual, y muchos de nosotros nos sentimos muy autocríticos… en algunos casos ya no podemos soportar partes de nosotros mismos. Estoy segura de que éste es un proceso en el que estamos dejando ir aspectos obsoletos de nosotros mismos que ya no serán necesarios en el nuevo mundo. En este momento estamos creando un mundo nuevo. Si nos gustan diferentes aspectos de nuestra realidad, entonces ellos vendrán al nuevo mundo con nosotros. Si no nos gustan, no lo harán. La necesaria emoción crítica nos está ayudando a dar forma a un nuevo mundo en el que vamos a manifestar nuestra felicidad… no nuestros disgustos. Cuando llegue el momento para la fase final del cambio, será fácil DEJAR IR todo lo que no es feliz, para nuestra evolución hacia el próximo mundo. En este momento estamos aprendiendo acerca de la entrega absoluta.
Debido a este proceso, nos estamos quedando atascados en nuestras cabezas todo el tiempo… tratando de decidir qué es lo correcto por hacer. Nada en la vida se siente fluido ni pacífico, sin embargo extrañamente sí se lo siente. Parece que no podemos decidir entre diferentes oportunidades. Las cosas en las que solía ser importante para nosotros participar, ahora nos encontramos indecisos, o no nos importa si lo hacemos o no. Queremos algo, y luego no lo queremos. Queremos ir a alguna parte, y luego no queremos. Queremos mudarnos, y luego no. Muchos de nosotros sabemos que tenemos todo lo que podemos querer o necesitar en este mundo, y aun así no nos sentimos satisfechos. Nos sentimos así porque nuestro espíritu ya es consciente del paraíso que está emergiendo justo en frente de nosotros. Nos estamos preparando para dejar ir todas las cosas que nos hacen sentir insatisfechos, de manera que podamos renacer en un mundo nuevo.

Esta nueva ley de la Unidad también se refiere a compartir los recursos, no acumularlos… y apoyar a la comunidad; no competir con los demás. Se nos está pidiendo pensar más allá de nuestra vida personal. La unidad llega cuando comprendemos que el universo tiene abundancia ilimitada para todos en la Tierra, siempre y cuando partamos de una conciencia de compartir y apoyar. En otras palabras, tenemos que pensar más allá de nuestras propias necesidades personales y pensar en toda la comunidad global, porque lo que hacemos por nosotros mismos afecta a todos. El Espíritu proporciona lo que necesitamos… no necesariamente lo que queremos. Lo que necesitamos se manifiesta desde el Espíritu. Lo que queremos se crea desde el ego. Si buscamos seguridad (o sea, miedo al futuro), o algo familiar (o sea, la mente mecanicista), o incluso algo para nuestro yo individual (o sea, ego), ya no parece funcionar tan bien. Nos encontramos en un momento en que debemos ampliar nuestras intenciones para incluir a nuestros vecinos, nuestros países y el planeta entero.

Cuando logremos la unidad, va a despojarnos de nuestros títulos, trajes, y de seguir a gurúes. Ya no habrá necesidad de jerarquías espirituales. Cada persona es santa, no sólo los pocos que aislamos en pedestales solitarios. La unidad es el círculo familiar absoluto. La unidad no se trata de ser todos iguales, como clones sin mente propia, sino de reunirnos con todas nuestras diversidades revelando todo un panorama holístico del colectivo. Lo único que podemos hacer ahora para llegar a la tierra prometida es seguir el camino de nuestro corazón, y sepan que cuando expresemos nuestra pieza del rompecabezas, vamos a empezar todo el cuadro entero.

También nos estamos volviendo dolorosamente conscientes de aquellos que han estado fingiendo trabajar en la luz y tienen otras agendas irrespetuosas para robar energía. ¿Recuerdan la historia de “El emperador está desnudo”? La nueva energía ya no va a tolerar falsos profetas, ni depredadores de la nueva era vestidos con piel de oveja. Ellos se están revelando a sí mismos ante nuestros ojos (pueden leer un artículo –en inglés- acerca de cómo determinar quién es un falso profeta/maestro aquí… http://www.kachina.net/~alunajoy/2008april.html).

Un nuevo cambio en la conciencia colectiva se va a manifestar cuando dejemos de mirar por encima del hombro en busca de catástrofes, y empecemos a mirar hacia adelante dándonos cuenta de que el colectivo de la humanidad puede y va a manifestar un mundo nuevo y plenamente despierto. Vamos a vivir con integridad, sinceridad, humildad, impecabilidad, y auto-responsabilidad, mientras vivimos en el momento presente. Vamos a ser liberados de nuestras variadas y dolorosas historias y recuerdos limitantes que influyen en nosotros. Esta libertad del pasado nos ayudará a bajar nuestra armadura y las fronteras que nos separan, y nos vamos a unificar. Éste es un tiempo en el que todos se reunirán como iguales, ciudadanos globales/cósmicos.

Espero el día en que podamos reunirnos como iguales sin saber el título del otro, el nivel o posición espiritual, sin darle más autoridad a uno u otro, y relacionarnos con los demás con respeto, sabiendo que cada uno tiene un papel igualmente importante que desempeñar en este despertar. Algunas posiciones pueden parecer más glamorosas o prestigiosas, pero eso son sólo nuestras viejas percepciones de un mundo que se desvanece. Todos han hecho su parte para ayudar al despertar ya sea que lo reconozcan o no. Todos estamos en el mismo barco. Si ustedes piensan que están de crucero en un yate exclusivo, su ego los está engañando.

Así que eso es… Lo único que sabemos con certeza en este momento es que si seguimos la corriente, y no luchamos contra ella, y escuchamos a nuestro corazón, nuestro nuevo mundo se va a manifestar tal como lo hemos soñado. TODOS somos miembros de la raza humana que está despertando. Nosotros podemos hacer esto, si lo hacemos juntos.

Copyright © 2010 – Se otorga permiso para copiar y redistribuir este artículo con la condición de que el contenido se mantenga completo, se dé crédito al autor(es), y se distribuya gratuitamente. Centro del Sol – Aluna Joy Yaxk’in, PO Box 1988 Sedona, AZ 86339 EE.UU. Tel: 928-282-6292 Tel/Fax: 928-282-4622 – Email: alunajoy@1spirit.com Sitio web: www.AlunaJoy.com


Traducción: Margarita López
Edición: El Manantial del Caduceo
www.manantialcaduceo.com.ar/libros.htm

Menú de cierre
error: Content is protected !!

Send this to a friend