Te enseñaré las técnicas científicas de la riqueza

No es lo mismo un hombre pobre que un pobre hombre. Te enseñaré las técnicas científicas de la riqueza. Un hombre pobre es alguien que decidió deliberada o subconscientemente que su potencial de fuerza y resistencia debe ser empleado para lidiar con las adversidades y circunstancias que le han tocado en el diario vivir. Esa persona por lo general se la pasa recreando y reviviendo mentalmente sus problemas financieros o lo que le ha pasado, cosas opuestas a las que desearía disfrutar y compartir, lamentándose, alimentando su mente y visión con una creación que de alguna forma reforzara un patrón de vivencia que lo mantiene estancado en situaciones de carencia o limitaciones de todo tipo: sociales, económicas, de relaciones, familiares, etc. En otras palabras, construyendo nuevamente sus márgenes o levantando las rejas de su propia jaula.

Una de las técnicas para obtener riqueza será, de ahora en adelante, principalmente decidirlo, luego agradecer esas condiciones pasadas que lo llevaron a ser alguien fuerte, que “trato” de elevarse por encima de sus “carencias”. Agradecimiento porque eso lo llevo a crecer. Si de algo puede servirle es para aumentar su autoestima al reconocer que puso lo mejor de si para superarlo y resolverlo con la poca información que tenía. Coloque el pasado en su lugar, en el pasado. Déjelo atrás, deje “que los muertos entierren a sus muertos”, enfóquese en lo que quiere, no en lo que no quiere. Tenga fe. Todos la tenemos, porque la fe es la certeza y la atención que ponemos cuando nos concentramos en algo, solo que la mayoría de las personas la coloca en las cosas duras, difíciles y dolorosas de su existencia.

Algunos se condenan a la pobreza por razones religiosas. El Dios Padre-Madre en el que usted cree, desea que sea feliz. Es abundante, no le da limitadas porciones de vida, le da el soplo completo de aire, de alimento. Un cuerpo que es una maquina biológica insuperable en perfección. El desea verse experimentado a través de usted porque solo usted puede saborear una deliciosa comida o ver brillar los ojos de un niño al recibir un regalo.

También en soyespiritual.com:   10 señales de que tus ángeles de la guarda están presentes

Si usted desea ser rico, en una forma plena, no parcial o por áreas de su vida, tiene que decidirse a hacer un cambio, radical si es preciso, en usted y en la forma que piensa, actúa y vive su vida.

¿Por que razón le hablo de plenitud? Por cuanto aquello que llena nuestra vida y no tenemos la satisfacción de compartir y de ser útiles a los demás sin diferencias, nos da una sensación de vacio aunque nuestros closets estén llenos de ropas de marcas y también este falto de ocasiones y alguien con quien intercambiar lo que verdaderamente nos pertenece que es la sensación y el disfrute que esos bienes nos suministran: comodidad, satisfacción, tranquilidad, salud, etc.

También porque los centros comerciales están llenos de personas que ocasionalmente se deprimen y esgrimen una tarjeta de crédito para desquitarse, (de si mismos por cierto porque después viene la paga), tratando de evadir esa vocecita interna que nos dice que algo falta y en el fondo de sabes que no hay suficientes bolsas, o carros o casas para llenar tu Ser y darle significado a tu existencia.

Te enseñaré las técnicas científicas de la riqueza
Te enseñaré las técnicas científicas de la riqueza

La ciencias y técnicas para obtener riquezas son armoniosas, plenas, sin lucha competitiva, es CREATIVA, no tiene que quitarle nada a nadie para ser rico. Explote su potencial y sus talentos. La creencia de que tenemos que luchar para ser ricos y quitarle a otros propiedades físicas o intelectuales solo conduce al egoísmo, a la mezquindad, a la limitación; son esfuerzos motivados por el miedo a lo que no tengo, o a perder lo que CREO que tengo.

Los grandes triunfadores en el mundo y a través de la historia hicieron sus más grandes fortunas porque se ocuparon de buscar soluciones creativas para los demás. “Gracias a Dios”, Henry Ford no fue egoísta y compartió la utilidad del automóvil del que todos disfrutamos hoy en día.

También en soyespiritual.com:   10 señales de que tus ángeles de la guarda están presentes

Aun estamos lejos de ser una humanidad cuya motivación sea el amor incondicional porque hasta nuestros días sólo damos a las personas con quienes tenemos una relación y nexos estrechos de afinidad. Ninguna relación en este plano físico es incondicional, ni siquiera padres e hijos, es sólo porque existe esa condición “Te amo porque eres MI ….” Por ello, una gran parte de la población mundial esta excluida del disfrute de los abundantes recursos económicos, porque la mayoría cree que tiene que quitarle a otros lo que tienen para poder obtener lo que desean. Utilice su creatividad, no para pensar y quejarse sino para crear la riqueza y abundancia en su vida.

Deje de desgastar su salud, elimine la ansiedad, escoja la comodidad y el confort que da tener paz interior y desde allí, viviendo la verdad “verdadera” de lo que somos y que hay suficiente para todos, salde cuenta con su conciencia y libérese a si mismo desde dentro de su Ser. Es un proceso práctico, es la única forma de que funcione. Anímese y trabaje en usted, por usted y para su beneficio en vez de estar esperando que venga un salvador a componer su vida.

Un pobre hombre: es aquel que toma ese potencial de infinitas posibilidades talentos y habilidades que están contenidas en cada ser humano, y se sienta a quejarse de lo que Dios hace o deja de hacer por el. Yo le agradezco al universo y a la vida por la oportunidad de llegar a usted con estas palabras y si alguna persona puede sacar provecho de ello, me sentiré muy feliz por ello.

Bendiciones Infinitas

Te enseñaré las técnicas científicas de la riqueza por H S. Hernández P.

Cerrar menú

Comparte con un amigo