María Magdalena: El linaje sagrado de nuestras llamas gemelas

Amados, soy María Magdalena, la esposa de Jesús, su fiel amante, y la madre de Sarah, un niña, que ha dado origen a una realeza, que según la historia fue destruida, la realeza de los Merovingios, los Reyes de Francia.

Aunque no se conocen signos ni rastros de ella, los códigos genéticos de esa vibración, la cual fue llamada el código sagrado del santo grial, continúan intactos y vigentes de generación en generación esparcidos, en los mas misteriosos rincones de vuestro amado Planeta. Pues fuimos perseguidos y conspirativamente depuestos y asesinados pero nuestra esencia divina, fue ocultada, hasta el presente.

El linaje Real, de mi amado Jesús, proviene de la tribu de David y el mío, de la tribu judía de Benjamín, ambos pertenecíamos a la realeza, y así fue su descendencia real.
Nuestro linaje cripto- merovingio, se perpetuo en las sombras, nuestros familiares, directos quedaron en la historia como los reyes perdidos, pero no todos se perdieron, algunos fueron ocultados y salvados.

Huyeron a diferentes regiones, en el absoluto anonimato, incluso viajaron escondidos hacia otros continentes, comenzando una nueva vida. Si lo viéramos según la historia fue una perdida irreparable.

Los designios de nuestro Padre, así lo desearon, nuestros códigos de vibración aun se conservan, a través de los siglos, en almas que no se reconocen como reyes, tampoco como mendigos.
Entonces hasta nuestros días, este linaje se extendió, pero no se extinguió, en el más puro secreto.

Vibra en los corazones de aquellas almas que desean ser reconocidas.

llama gemela
CC BY-NC-ND by Mara ~earth light~

El linaje sagrado de nuestras llamas Gemelas, representado en la unión sagrada y mística, de nuestras almas la de Jesús y la mía, se encuentra manifestado, en vuestras existencias divinas. Es hora de su reconocimiento como seres divinos.

También en soyespiritual.com:   12 razones por las que las mujeres fuertes prefieren estar solas que con amigas falsas

Las suaves oleadas de amor han llegado, y las están recibiendo con una sensación especial, sensación de amor a la vida, sensación de mirar los diferentes aspectos con la óptica de la liberación plena.

En estos tiempos es muy importante reconocerse como seres divinos, y en este reconocimiento saldrá a la luz vuestra esencia, comenzando a vivir de una forma diferente, vibrando en las altas esferas de luz, y la transformación se dará por añadidura.

Así se produjo el encuentro con mi amado Jesús, desde el primer instante reconocí su esencia divina, reconocí a mi alma gemela, y mi vida se enriqueció con sus enseñanzas, que me parecieron como recordar una historia que ya había vivido.

Nuestro Linaje de amor universal, brilló, y fui su discípula ferviente, su esposa y su amantes. Llevaba en mi ser, el sello real, lo sagrado de la deidad femenina, y esta manifestación fue reconocida al instante.
Mi vientre, fue el santo Grial, y nuestro fruto, es Sarah.

Aquí comienza el linaje, desconocido y oculto, muy oculto. Muchos después, dijeron ser descendientes de este linaje. Pero la verdad, nuestro linaje de amor perdura, en vosotros.
Y está en vosotros, descubrirse, pues fue un regalo sagrado, que se manifestara en el reconocimiento de vuestra deidad.

La nueva tierra, será el nacimiento y el encuentro de millones de almas gemelas que en dimensiones elevadas verán realizar su mayor anhelo.

Amados, mi amado Jesús y yo María Magdalena guiaremos a aquellas almas para su reencuentro y estamos felices, de ver vuestro incansable trabajo en la luz.

“Son muy amados”.
Miryam Magdala.

Canalizado por María Russo Adehenna 13 de enero 2018

También en soyespiritual.com:   Una encuesta dice que estos son los lugares donde es más probable que conozcas a tu alma gemela

María Magdalena: El linaje sagrado de nuestras llamas gemelas 1 via Compartiendo Luz con Sol

Cerrar menú

Comparte con un amigo