¿Qué pensamiento hace que te sientas mejor?

Proceso 13 ¿Qué pensamiento hace que te sientas mejor?

[Abraham:]

[…] Algunas personas creen que se concentran en la cuestión de un cuerpo sano, cuando en realidad lo hacen en tener un cuerpo enfermo.

Algunos creen que se concentran en mejorar su situación económica, cuando en realidad se concentran en el hecho de que no tienen suficiente dinero.

Debido a que el tema es el dinero o la salud, las personas creen que cada vez que se concentran en ese tema, piensan sólo en lo que desean. En muchos casos no es así. Con frecuencia las personas dicen: «Llevo deseando esto desde hace mucho tiempo. ¿Por qué no lo he conseguido todavía?» Porque no sabían que cada cuestión constituye en rigor dos cuestiones: lo que uno desea y la ausencia de su deseo… Por ejemplo, las personas creen que porque hablan de dinero, hablan de lo que desean, pero en realidad se concentran en lo opuesto a lo que desean. Sólo si eres sensible a cómo te sientes, conocerás el contenido de tu vibración.

No obstante, con la práctica podrás averiguar exactamente en qué te concentras.

El proceso denominado « ¿Qué pensamiento hace que te sientas mejor?» te ayudará a identificar conscientemente la frecuencia vibratoria de tu pensamiento actual. Para que este juego resulte eficaz, es aconsejable que lo practiques solo, porque nadie puede saber ni comprender qué pensamientos te complacen más. Con frecuencia, cuando interactúas con otros sueles sentirte confundido sobre si un determinado pensamiento te complace o si lo ofreces porque es lo que desea otra persona.

Cuando tú mismo identifiques cómo te sientes, deberás prescindir de las ideas, los deseos, las opiniones y las creencias de los demás. […]

Este juego es especialmente útil cuando ocurre algo en tu experiencia que te causa una considerable cantidad de emociones negativas.

Si comprendes que esas emociones negativas son indicadores de resistencia y si asimismo comprendes que esta resistencia es lo único que te impide alcanzar lo que deseas, quizá decidas liberarte de una parte de la resistencia que has generado con respecto a la cuestión que acabas de activar.

Un ejemplo del juego
« ¿Qué pensamiento hace que te sientas mejor?»

[…] Para empezar, escribe un breve comentario sobre cómo te sientes en estos momentos con respecto a determinada cuestión. Puedes describir lo que ha sucedido, pero lo más importante es que describas cómo te sientes.

Te puede interesar:   ¿Dificultades para conseguir lo que quieres? Te enseñaré la técnica más eficiente para atraer todo lo que deseas

Luego escribe otro comentario que amplíe cómo te sientes. Esto te ayudará a reconocer con más facilidad cualquier mejora que experimentes al practicar este proceso.

Por ejemplo, acabas de discutir con tu hija porque no hace el menor esfuerzo por echar una mano con los quehaceres domésticos. Ni siquiera se ocupa de sus cosas personales y su habitación es una calamidad. Parece que tu hija no tiene en cuenta el esfuerzo que haces por mantener la casa ordenada. No sólo no te ayuda, sino que tienes la sensación de que le gusta complicarte la vida. De modo que escribes:
Ella (o el nombre de tu hija) trata deliberadamente de complicarme la vida.
No se preocupa en absoluto de mí.
No hace la mitad de las tareas que le corresponden.

Cuando hayas escrito unos cuantos comentarios que indican cómo te sientes en estos momentos, escribe lo siguiente: Voy a centrarme en pensamientos sobre esta cuestión que hagan que me sienta mejor. A continuación, después de haber anotado cada pensamiento, analiza si éste hace que te sientas mejor, igual o peor que cuando comenzaste a practicar este juego.

Escribe:

Mi hija no me escucha nunca. (Igual.)
Quiero que sea más responsable. (Igual.)
No tengo por qué recoger sus cosas. (Igual.)
Debí educarla mejor. (Peor.)

Me gustaría que su padre me apoyara más. (Peor.)
Para mí es importante tener la casa aseada. (Algo mejor.)
Sé que mi hija tiene muchas cosas en qué pensar. (Mejor.)
Recuerdo lo que significa ser adolescente. (Mejor.)
Recuerdo que mi hija era una niña encantadora. (Mejor.)
Ojalá siguiera siendo esa niña encantadora. (Peor.)
No sé cómo resolver esto. (Peor.)

En todo caso, no tengo que hallar una solución hoy. (Mejor.)
Mi hija tiene muchas cualidades que me encantan. (Mejor.)
Sé que hay cosas más importantes que tener la casa ordenada. (Mejor.)
Debería ser lógico desear tener la casa ordenada. (Peor.)
Es normal que quiera que mi casa esté ordenada. (Mejor.)
Es normal que mi hija no se preocupe de esas cosas a su edad.
(Mejor.)

Ten en cuenta que no hay respuestas acertadas y equivocadas y que nadie puede saber qué pensamientos hacen que te sientas mejor o peor. La utilidad de este proceso reside en que serás consciente de si un pensamiento hace que te sientas bien o mal y aprenderás a elegir aquellos que te produzcan una sensación placentera.

Te puede interesar:   Amuletos de la fortuna del mundo

Muchos nos preguntarían: «Pero ¿de qué me sirve sentirme mejor acerca de lo desordenada que es mi hija? Mis pensamientos no harán que su conducta cambie».

Queremos decirte que tus pensamientos pueden cambiar la conducta de todos y de todo lo que tenga relación contigo. Tus pensamientos coinciden exactamente con tu punto de atracción, y cuanto mejor te sientas, más conseguirás que mejore todo lo que te rodea. En el momento en que notes que te sientes mejor, las condiciones y las circunstancias cambiarán para corresponderse con esa sensación.

El juego de « ¿Qué pensamiento hace que te sientas mejor?» te ayudará a sentir el poder que tus pensamientos poseen para incidir en todo cuanto te rodea.

[…]

¿Qué pensamiento hace que te sientas mejor? ¿La perspectiva de endeudarte o esperar a más adelante? Esperar a más adelante.

¿Qué pensamiento hace que te sientas mejor? ¿Decir que te resignas o que esto forma parte de tu experiencia futura? Decir que esto forma parte de mi experiencia futura. ¿Qué pensamiento hace que te sientas mejor?

Enfadarte contigo mismo porque no tienes una cocina tan moderna como querrías o reconocer que de momento es una cocina perfecta, que ya crecerá, del mismo modo que tú también crecerás? ¿Qué pensamiento hace que te sientas mejor?

¿Qué hace que te sientas mejor, apreciar o criticar? ¿Qué hace que te sientas mejor, aplaudir lo que has hecho o lamentarte de no haber hecho más?


Piénsalo: ¿Qué pensamiento hace que te sientas mejor?

Abraham-Hicks
Cuaderno de Trabajo – Pide y se te Dará
http://www.abraham-hicks.com
Traducción: Camila Batllés

Visita Wadie.com

__._,_.___

IMPORTANTE: Si reenvían cualquiera de las citas de este grupo a otros grupos o personas, éstas deben incluir la fuente completa: (A) el nombre del autor con la dirección de su sitio web (si tiene uno) y los derechos de autor/copyright; (B) el nombre del libro y el número del capítulo o sesión (o el nombre del seminario/taller y su fecha); y (C) el nombre del traductor. NOTA: Es  muy importante para los autores de la citas y para las propietarias de este club, que por favor sigan estas instrucciones (A,B,C,) al pie de la letra. Gracias.
Visiten el sitio web de  Creación Deliberada:

http://es.groups.yahoo.com/group/Creacion_Deliberada

Menú de cierre

Comparte con un amigo